El Senor Corchea es un espacio de Elvia Rosa Castro para publicar sus textos sobre arte cubano y los de aquellos que deseen colaborar con ella. También intentara estar actualizado respecto a las noticias para que sus amigos y conocidos (y otras personas) conozcan la info de casi primera mano y rápida.
Cesa sus funciones director de Galería Habana

Cesa sus funciones director de Galería Habana

Luis Miret, director de Galería Habana, cesa sus funciones en dicho espacio. Se desconocen las causas reales de tal decisión. Sólo conocemos de un correo que envió a los artistas pertenecientes a la nómina de esa conocida galería. En dicha misiva los insta a mantener el sentido de pertenencia a Galería Habana.

Entrada principal de Galería Habana (Fotografía tomada de myartuides.com) 

Entrada principal de Galería Habana (Fotografía tomada de myartuides.com) 

Hace unos años, unos de los actuales viceministros de cultura, Julio Ballester y el entonces ministro Abel Prieto, tomaron la medida de sustituir a Luis Miret como director de Génesis Galerías, una suerte de monopolio de las galerías comerciales en Cuba. Esa disposición fue dictada de manera inconsulta, es decir, sin deliberar ni avisar al Presidente del Consejo Nacional de las Artes Plásticas que en definitiva es el responsable, al menos metodológicamente, de todo el sistema institucional de las artes visuales. En su momento lo vi no solo como una absoluta falta de respeto sino como un pequeño-inmenso gesto de raíz fouchesca. Definitivamente Luis Miret no era del Parnaso de esos dirigentes de la cultura.

Los artistas protestaron (creo que me excedí en el término) y presionaron a altas instancias, obligando a ceder Galería Habana como empresa semi-autónoma dirigida por Luis Miret. Fue así que Galería Habana se desprendía de Génesis Galerías y pasaba a ser espacio rector, además, de Subastahabana. Un tipo extrañísimo Miret pero que vende bien y sabe lidiar con las excepciones culturales, invitando a curadores a exponer proyectos de jóvenes desconocidos y sin carácter comercial (yo misma pude exponer allí antes que se pusieran muy de moda Hogar provisional –Elizabet Cerviño, José Yaque, Yornel Martínez, Irving Vera y Léster Álvarez- en el 2009 y Tócate. Jóvenes fotógrafos cubanosen el 2013).

Es cierto que tenía ventajas, como su pasaporte americano y la ayuda acaso incondicional de los Rosemberg y Gilbert Brownstone (en su momento hablaré sobre el tema americanos e instituciones), como mismo otros galeristas han tenido otros apoyos. El caso es que supo sacarle muy buen provecho, para el bien de todos. (Hay quien tiene esas y otras opciones y simplemente no da un paso).

Se va Miret (ya se fue) y la cosa en sí es que el sistema institucional de la cultura ha perdido a su mejor galerista (nos caiga mal, regular o bien) en tiempos en que, se supone, se requiere de un  capital humano extra apto en estos menesteres. (Recordemos que Sandra Contreras también se fue de Galería Villa Manuela). Mientras tanto seguiremos jugando a las casitas por mucho tiempo, y al tiangui como concepto de comercio.

Todo eso no hace más que reforzar mi tesis de que las instituciones abortan a sus mejores hijos.

Mauricio Abad gana

Mauricio Abad gana

Una rareza "povera" en Times Square

Una rareza "povera" en Times Square